domingo, 17 de abril de 2011

MIDNIGHT NATION

Guión: J. Michael Straczynski
Dibujo: Gary Frank
Tinta: Jonathan Sibal y Jason Gordel
Color: Matt Milla
Tomo en tapa dura de 304 páginas.
Correspondencia original: Midnight Nation# 1-12,
más Midnight Nation ½ publicado por Wizard Press
ISBN: 978-84-9814-967-8
Precio: 25 euros
Norma Editorial


Hay historias que, con el paso del tiempo, ganan en interés e intensidad una vez que se vuelven a leer.
Éste es el caso de Midnight Nation, publicada, en su versión americana en el año 2003 por el sello editorial Joe Comics -propiedad del guionista J. Michael Straczynski y el dibujante Gary Frank- y que luego fue recopilada en un solo y cuidado tomo recopilatorio, por Norma editorial, cinco años después.

Midnight Nation es, junto con Rising Star, uno de los mejores ejemplos del talento del escritor, conocido por su celebérrima serie televisiva Babilon V .
Puede que Midnight Nation no posea la épica superheroica de Rising Star, pero no por ello la historia que cuenta pierde un ápice de interés.

Además, Straczynski demuestra en las páginas de Midnight Nation que no ha perdido su capacidad para mezclar distintos elementos, distintas mitologías, distintas creencias y lograr que el resultado final no pare de sorprendernos.

En este caso, la trama gira alrededor de la vida del teniente de policía David Grey, un duro sabueso, que descubre un día que se encuentra atrapado entre dos mundos. Ante tal escenario, la vida del policía tuvo que cambiar al tener que enfrentarse a una amenaza para la cual ni su larga experiencia podía ayudarle. Y no es que no estuviera acostumbrado a perseguir psicópatas ni nada por el estilo. Tal sensación se vio confirmada nada más verse las caras con el principal sospechoso, sobre todo porque el encuentro le demostró que aquello se escapaba de cualquier compresión lógica.

Luego, sus perores pesadillas se volvieron realidad, nada más despertar en el hospital y conocer a Laurel, su guía en el mundo intermedio en el que se encontraba.
Ella será quien le enseñe cuál es la realidad de su nueva situación aunque será luego Arthur quien le explique la verdad que se esconde detrás de todo Teniente Grey, tenemos un dicho para esto “otro que ha caído por las grietas de la acera”...Los perdidos. Los rechazados. Los desesperados. Los sin hogar. Los desamparados. Los ignorados. Los asustados. Los alienados. Los marginados. Todos caen a este mundo junto con la demás basura que ya nadie quiere. Aquí, entre mundos.

Para colmo de males, Grey no solamente se encuentra atrapado en esta nueva realidad sino que uno de los caminantes, seres crueles y sanguinarios que se alimentan de los humanos que han caído por las grietas, le ha robado el alma. En tal situación, Grey solamente tendrá un año –en un lugar donde el concepto de tiempo es relativo- para recuperarla o se convertirá en uno de ellos, algo que ya le sucedió al anterior protegido de Laurel.

Llegados a este punto, la única opción que le queda al ex-policía es comenzar la búsqueda de quien puede salvarle, un camino emprendido por muchos pero que siempre se ha saldado con la derrota final.
Ligeros de equipaje y sin tener las cosas del todo claras, David y Laurel comenzarán un viaje que contará durante los primeros momentos con la compañía del evangélico Lázaro, toda una metáfora de lo que significa la continua búsqueda que preside la vida del ser humano desde el mismo momento en el que nace.

Después llegarán respuestas y más preguntas, en un viaje lleno de reflexiones que hacen de Midnight Nation una obra digna de figurar en cualquier biblioteca que se precie, sobre todo para quienes disfrutan con el placer de la buena lectura.
Esta reseña coincide, además, con la tercera edición de la obra, presentada por Norma Editorial en estas mismas fechas.

© Top Cow 2011 por la edición original americana.
© Norma Editorial 2011 por la edición española

No hay comentarios:

Publicar un comentario